Causas y tratamientos de la onicólisis

Causas y tratamientos de la onicólisis

La onicólisis proviene del griego onico que significa ‘uña’ y lisis que significa ‘destrucción’. Es una afección que consiste en que una uña o varias se desprenden de la piel que está debajo de ellas.



¿En qué consiste la onicólisis?

La onicólisis consiste en que la placa de la uña se separa del lecho ungueal. La razón es que puede tener múltiples causas, desde traumatismos o infecciones hasta enfermedades sistémicas. Cuando tiene lugar esta afección y la uña comienza a separarse, su color varía. Este cambia en función de cuál sea la causa del cuadro.

Por ejemplo, puede estar de color blanco opaco, gris, verde o amarillo. Egún explica una publicación de Dermnet NZ, la superficie de la uña también puede variar con la onicólisis. Puede estar quebradiza, con muescas o tener pequeños hoyuelos.


Qué puede causar la onicólisis?

La onicólisis es una afección muy frecuente. La razón es que una de sus causas son los traumatismos. Las infecciones constituyen otra causa común. Las infecciones bacterianas, como las provocadas por pseudomonas, también.



Hay personas que sufren onicólisis por una reacción a ciertos productos químicos. Dentro de las enfermedades graves que pueden provocar que la uña se desprenda encontramos la psoriasis. La psoriasis es una enfermedad inflamatoria crónica de la piel. La onicólisis es uno de los signos que se relaciona con una presentación más agresiva.

Según afirma una publicación de Sochiderm, otras enfermedades como el lupus eritematoso sistémico, la anemia ferropénica y la diabetes lo provocan.


¿Cuándo se debe buscar ayuda de un médico?

Muchas personas tienden a darle poca importancia a este problema o a desestimar su relación con otras patologías. No obstante, la onicólisis puede ser signo de una afección grave. Aunque no sea la causa principal, predispone a sufrir infecciones en la uña.


Tratamientos disponibles para la onicólisis

El tratamiento de la onicólisis va a depender de la causa. Además, hay que intentar que, una vez se ha producido el despegue de la uña, no aparezcan infecciones. La zona debe estar limpia y desinfectada. Cuando la causa de la onicólisis sea una infección por hongos, se recomiendan fármacos antimicóticos.

Las enfermedades sistémicas, como los problemas de tiroides, deben ser tratados por un especialista.


Remedios y cuidados caseros

Existen ciertos remedios y cuidados caseros que pueden ser beneficiosos para la onicólisis. Por ejemplo, el uso de aceites esenciales, como el de árbol de té, mejora las infecciones por hongos.


Prevención y recomendaciones

La onicólisis puede prevenirse a veces. Sobre todo aquellos casos que se asocian a exposiciones constantes a agentes irritantes o a humedad. Por otra parte, hay que intentar mantener limpias y cuidadas las uñas, al igual que evitar los traumatismos frecuentes en la zona. Cualquier persona con una enfermedad tiroidea o psoriasis debe seguir las indicaciones de tratamiento establecidas por un médico.


La onicólisis no es grave, pero no se debe descuidar

La onicólisis es una afección frecuente que consiste en el despegamiento de las uñas de la piel subyacente. Por ello es fundamental vigilar esta condición y diagnosticar cuál es la causa que la ha provocado.


Publicar un comentario

0 Comentarios